Botnica Maestros Espirituales

Curaciones, Amarres y Barajas

Dominios de Amor

Hechizos de dominio

Los hechizos de dominio son rituales de hechicería que se crean para conseguir el control sobre otro individuo o tener poder sobre ellos. Este tipo de hechizos puede estar justificados desde tu propia persona dependiendo de las finalidades que te propongas.

    • Hechizo de dominio absoluto

Los hechizos de dominio son rituales necesarios para los que practican la hechicería.

Vamos hacia la verdad y mostremos casos moralmente aceptados: una persona que se porta muy bien con los demás y es muy amable, será más propensa a un abuso y es por ello que en este caso el trabajo del dominio es necesario.

Por ejemplo, en un ambiente de trabajo hostil en el que el jefe ejerza un poder excedido, cuando se quiere controlar a un enemigo, un marido infiel o una pareja que no trata bien a los niños de su cónyuge.

Ten en cuenta, que puedes tener mejores resultados si “matas con amabilidad” en vez de decidirte por la dominación a la fuerza.

Para qué sirve los hechizos de dominio

Este ritual sirve para conseguir que el hombre vaya a ti, te obedezca y se sienta dominado. También podrás hacerlo sobre una mujer.

Necesitarás la siguiente lista de cosas para realizar lo:

  • Alguna pertenencia de la persona amada.
  • Una cuchara de plata
  • Pañuelo de papel.
  • Aceite de canela o sándalo.
  • Una pertenencia tuya.

Te ayudamos a regresar a tu pareja solo debes llamanos al 👉(773) 523 8620.

¿Como trabajamos?

Usted se comunica con nosotros, nos hace saber su problema y nosotros encontramos una posible solución. Especializados en Amarres de Amor, Hechizos de Amor, Endulzamientos de Amor Efectivos. Tenemos todos los secretos para que encuentre esa plenitud en el Amor.

¡Acercamos o Alejamos cualquier persona de su vida!

Etiquetas: amarres y dominios de amor, dominios de amor, Hechizos de dominio, hechizos de dominio con velas, hechizos de dominio a un hombre, hechizos de dominio con la santa muerte, hechizos para dominio absoluto.